Mariana tiene 14 años y vive en Iztapalapa, mientras el resto de sus compañeritas en la escuela preparan muy contentas lo que harán durante el recreo, ella no puede dejar de pensar que su segundo hijo nacerá en tan sólo pocas semanas. Nunca se imaginó, que a los 14 años, tendría que buscar un albergue donde vivir con sus dos pequeños de apenas pocos meses.

Las situaciones límite que rodean a las mamás que crían a hijas e hijos por sí solas, son muchas; es imprescindible asistirlas porque la frustración, el enojo y la demanda que recae sobre ellas, es inmensa. El corazón duele, hay discriminación, y en la mayoría de las ocasiones, no cuentan con un sistema familiar o de apoyo.

En México, el 27.8% de las mujeres mexicanas ejercen su maternidad sin pareja, por lo que de acuerdo a la escuesta intercensal 2015 elaborada por el INEGI, se calcula que 13.6 millones de mujeres de 12 y más años son solteras, es decir, 3 de cada 10 mujeres mexicanas.

Por ello, en la Fundación Inés Gómez Mont Arena acompañamos, impulsamos, formamos y capacitamos a las madres solteras adolescentes y jóvenes, con total respeto a las diferencias, bajo una mirada de inclusión, equidad de género y protección a la salud. También firmemente apoyamos el 'No a la Violencia' en cualquiera de sus formas y trabajamos con total coherencia en nuestras acciones. 

Nuestra misión es acompañar y proveer de herramientas, habilidades y conocimientos, para hacer más ligero el reto de ser madre soltera adolescente o joven. Creemos firmemente que las madres adolescentes y jóvenes que puedan ser apoyadas por la Fundación serán productivas, participativas, asertivas en su vida y la de sus hijos; tendrán un plan de vida, autonomía financiera y ayudarán a otras mujeres que se encuentran en la misma condición.

Integridad, familia, independencia, educación, salud y derechos de las mujeres, integran nuestra misión. Queremos que las mujeres bajo esta circunstancia, encuentren en ello un aprendizaje que les permita no sólo salir adelante, sino cambiar su lugar en el mundo y también su visión, para detonar todo su potencial humano y social, y lanzarse a la vida con responsabilidad e inteligencia; para criar hijas e hijos íntegros y capaces.

Nuestro compromiso en el Centro FIGMA es trabajar en la parte emocional para preparar a mujeres fuerte en donde su vulnerabilidad sea su fortaleza, buscamos que su corazón sane y se llene de alegría; que sus sentimientos y su voz afloren y sean capaces de pararse frente a la vida con entereza y seguridad. Los diplomados, talleres y cursos que ofrecemos van desde computación, inglés, redacción y ortografía, masaje corporal, peinado, corte y confección, costura, diseño de modas, bisutería, hasta hotelería entre otros. Actividades como yoga, y temas de vida no pueden faltar, así como las sesiones de grupo y pláticas orientación financiera que hacen del Centro FIGMA su segundo hogar. Y porque sabemos que la incersión laboral es fundamental, nuestra misión es siempre apoyarlas mediante una bolsa de trabajo en donde puedan encontrar una oportunidad que les permita ser económicamente autosuficientes.